Los cinco de… Paty C. Marín

Si hay alguna autora española capacitada para hablar de erótica, esta es Paty C. Marín. Por eso, en cuanto me planteé hacer esta sección, pensé en ella para que nos hablara de LAS CINCO NOVELAS ERÓTICAS QUE MÁS LA HAN EXCITADO. Y este es el resultado.

Ingeniera de Telecomunicaciones, escritora de relatos, cuentos y novelas eróticas, y administradora, desde 2010 del blog Cuentos íntimos, en el que ha publicado numerosos relatos cortos, cuentos y narraciones por capítulos. Le encantan los retos y por eso trabaja diferentes temáticas dentro de su género favorito, documentándose al máximo. “Reincidencia” (2011) fue su primera novela, un romance contemporáneo de alto contenido erótico escrito en formato de serie por entregas en su blog y después saltó a la fantasía con el cuento “Bella durmiente” (2013), una revisión adulta del clásico que a día de hoy continúa escribiendo y que está pendiente de lectura en una editorial.

También ha trabajado relatos de ciencia-ficción, terror e incluso ha escrito relatos de género histórico siempre, eso sí, con su toque íntimo. Tras finalizar sus estudios de Ingeniería de Telecomunicaciones escribió su primer librojuego, “Las flores de Violeta”, que años más tarde se publicaría en la editorial Erotic Appetite. En 2014 publicó “Cúbreme de seda”, su segundo librojuego y actualmente, ambos títulos han entrado a formar parte de la colección Erótica interactiva de la editorial Harlequin. 

Su relato, “Es otra cosa” sale publicado en la antología Pasión y Lujuria, una antología organizada en el blog El club de las escritoras.

En 2014 fue presentadora en el I Encuentro de Romántica de Alicante. 

Si quieres saber más sobre ella, puedes visitar su blog Cuentos íntimos.

LAS CINCO NOVELAS ERÓTICAS QUE MÁS ME HAN EXCITADO

Por Paty C. Marín.

Os voy a ser sincera, he leído muy pocas novelas excitantes. Soy muy especial para la erótica, si no me convence la narración dejo de leer. Si una novela tiene que excitarme, mi libido no se remueve a menos que haya algo emocionante entre los personajes y no me refiero a la descripción de un polvo en diez páginas. Sí, he escrito escenas así de largas, por eso sé perfectamente lo que quiero en un libro. Y no hay muchos que pasen el corte. Tras muchos años trabajando para lograr un nivel aceptable, tengo tolerancia cero. Por eso hablaré de las novelas eróticas que más me han gustado hasta la fecha.

  1. Reflejada en ti (Sylvia Day)

Reconozco que no daba un duro por esta historia. Comencé sin mucho entusiasmo porque no me gusta leer erótica con una narración en primera persona, no es para nada mi estilo. Sin embargo, Sylvia Day sí me gustó. Su primera parte se titula No te escondo nada, pero he elegido el segundo volumen de la serie porque hasta la fecha es el que más me ha gustado. Eva y Gideon se aman con tanto ímpetu que no pueden evitar hacerse daño el uno al otro. Ambos tienen un trauma bastante grave que superar y su relación es un poco tóxica. Sin embargo, los dos personajes tienen capacidad de respuesta y no se anulan el uno al otro. Me gusta de Sylvia Day su forma directa, cruda y apasionada. Es breve e intensa y sus descripciones son muy físicas; los deseos y anhelos de los protagonistas quedan claramente expuestos.

  1. El infierno de Gabriel (Sylvain Reynard)

Otra historia para la que no estaba nada convencida. No por el hecho de que nos insistieran en su momento en que el autor era un hombre o porque su protagonista estaba inspirado en David Gandy. Sin embargo le dio una oportunidad y para mi sorpresa, me encantó. Más que excitante, se trataba de una historia sensual con muchísima carga romántica. Su protagonista femenina me pareció sensible y tierna y la voluntad que demuestra hacia el amor que siente por Gabriel me pareció de lo más trágico.

  1. Amor con amor se paga (Sarah MacLean)

Como veis, no estoy entrando mucho en novelas eróticas puras. No me gustan, prefiero un romance o, al menos, una excusa creíble para despertar el erotismo. Esta segunda entrega de la serie de los canallas me pareció sumamente erótica. El juego, la manipulación y la tensión que se generaba entre Cross y la joven Pippa Marbury. Ella, una chica demasiado adelantada a su tiempo con inquietudes “peligrosas” y él, un canalla que siente demasiada curiosidad por una dama. Con unos diálogos cargados de dobles sentidos y unas escenas que rebosaban tensión, el romance entre estos dos personajes es de los más ardientes que he tenido el placer de leer y sin necesidad de suspiros ahogados o polvos salvajes.  

  1. El tutor (Robin Schone)

Otra historia en la que apenas hay roces o besos. Esta novela sí que está catalogada como erótica y además, es histórica. Se trata de una novela ambientada en la rígida época victoriana, por eso el juego de miradas, el ardor de un quiero y no puedo, el deseo contenido, la inocencia de su protagonista, sus anhelos, sus deseos más profundos, su búsqueda de la felicidad, hacen que esta historia sea sublime por su alto contenido erótico. Elizabeth es una dama de la alta sociedad que quiere entender el placer para poder ofrecérselo a su marido y recurre a Ramiel, un noble mestizo famoso por sus escándalos. La relación de los personajes se forjará a través de la lectura de un libro, un manuscrito árabe sobre sexo y pasión. En lugar de recurrir a descripciones físicas, la autora se recrea en las sensaciones y el clima, dotando a cada escena de silencios, miradas y gestos llenos de erotismo. Uno de los libros eróticos más excitantes que he podido leer.

  1. Dominada por el deseo (Shayla Black)

He elegido el primero de la serie como podría haber elegido cualquiera de sus títulos. Mi favorita es, y seguirá siendo, Dominada por el deseo, pero Suya, la última de la colección publicada por Phoebe, estaba protagonizada por el personaje de mis sueños, ese personaje por el que suspiro cada vez que cierro los ojos. Aunque ya estoy acostumbrada a la excitante prosa de la increíble Shayla Black, el erotismo y la pasión de sus páginas siempre me deja satisfecha, pero con ganas de más. No todas sus historias provocan lo mismo, pero no defrauda, y soy capaz de perdonarle deslices o escenas sin mucho sentido. En este primer número nos introduce de lleno en el mundo BDSM y el de las relaciones de dominación y sumisión de un modo casi didáctico, con un protagonista ardiente y muy arrogante.

Y estas son cinco de las novelas que más me han excitado y que volvería a leer con muchas ganas, porque me apasionan las aventuras. Como veis, no se parecen casi nada las unas a las otras, y lo mismo me va la histórica que la contemporánea.

¿Y vosotros? ¿Qué os parece? ¿Cuáles me podéis recomendar?

Anuncios

Acerca de Yo Leo Erotika

Lectora empedernida de erótica y romántica; cinéfila y melómana; rockera y caótica; me encanta la ópera y el teatro, mucho más el clásico que el actual.
Esta entrada fue publicada en D | LOS CINCO DE..., Paty C. Marín y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Los cinco de… Paty C. Marín

  1. R. Crespo dijo:

    ¡Hola! Algunos títulos los conocía, pero otros no… Así que ¡me los apunto todos! Paty C. Marín para mí es un referente en lo que a novela erótica se refiere, así que confío en sus recomendaciones y criterios jeje. Me apunto especialmente “El tutor” porque, por lo que cuenta, me llama mucho la atención y es de los que me gustan.

    Saludos ❤

    Me gusta

Comenta con libertad, pero sin faltar al respeto. Gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s